Noticias 01-04-2011 Presentación de los indicadores de Sostenibilidad en la Agricultura y Ganadería





Imagen La Plataforma Tecnológica de Agricultura Tecnológica Sostenible (PTAS) presentó el pasado 30 de marzo en Madrid el estudio sobre los primeros "Indicadores de sostenibilidad en la agricultura y ganadería en España", elaborado por el Centro de Estudios e Investigación para la Gestión de Riesgos Agrarios y Medioambientales (CEIGRAM). El estudio muestra la evolución favorable de estos indicadores en la agricultura y ganadería españolas, así como el papel que han jugado en ello la adopción de las diferentes tecnologías agrarias en el periodo comprendido entre 1980 y 2008. El informe, que ha examinado tanto indicadores socio-económicos como medioambientales, adopta un doble enfoque que incluye la agricultura en su globalidad, así como una selección de las principales producciones vegetales y algunas producciones ganaderas.
El acto fue inaugurado por Raimundo Pérez-Hernández, Director de la Fundación Ramón Areces, y contó con las ponencias de Josep Puxeu, secretario de Estado de Medio Rural y Agua del MARM, Mª Luisa Castaño, Subdirectora General de Estrategias de Colaboración Público-Privada del MICINN, José María Sumpsi, ex Subdirector General de la FAO, Alberto Garrido, director del CEIGRAM y Antonio Villarroel, presidente de PTAS.
Durante la jornada se ha recordado que el crecimiento demográfico mundial provocará que las previsiones de consumo de alimentos se disparen con el reto que ello supone para la agricultura y la ganadería, y que el futuro del sector se basa en la investigación y el desarrollo tecnológico que contribuyan al incremento de la productividad agroalimentaria, a la vez que se aseguren el mantenimiento y buen uso de los recursos naturales existentes. La mejora en la agricultura y las innovaciones tecnológicas es la única baza para mantener el abastecimiento de alimento necesario para cubrir la demanda mundial, consiguiendo al mismo tiempo equilibrar los precios.
Por otro lado, desde la PTAS se entiende la agricultura sostenible como un modelo irrenunciable e incuestionable, con el que satisfacer las necesidades alimentarias actuales de los ciudadanos, garantizando la productividad, la calidad de los productos y la seguridad alimentaria. De este primer estudio de indicadores de sostenibilidad se han extraído las siguientes conclusiones:

- Las mejoras tecnológicas han hecho posible el acceso a una alimentación barata y segura.
- Los precios en origen de los productos han crecido en menor medida que el IPC y que el IPC de alimentos.
- El esfuerzo del sector agrario en mejoras de productividad ha dado frutos a la sociedad y al sector agro-alimentario.
- El fuerte alza de los precios pagados por los medios de producción y la moderación de los precios percibidos por los agricultores han frenado el crecimiento de la renta agraria.
- La agricultura española cada vez consume menos agua y energía, pierde menos suelo y emite menos gases a la atmósfera para producir una unidad de producto (kg, l) o un euro de producto.
- Los productos agrícolas o ganaderos requieren hoy en día un volumen de agua, tierra, o energía que es sólo una fracción de los que eran necesarios para la misma producción hace 30 años.
- No es posible mejorar en sostenibilidad sin mejorar en eficiencia.