Destacados 24-11-2014 Yara presenta el Plantmaster de Viña, un programa de gestión de la nutrición de este cultivo





Imagen NOTA DE PRENSA DE YARA

Yara ha dedicado una considerable atención a lo largo de varias décadas al cultivo de la vid con el fin de desarrollar las herramientas necesarias para unas prácticas vitícolas adecuadas de cara a conseguir los objetivos perseguidos. Bajo este marco se ha creado el Plantmaster de viña, un programa de gestión de la nutrición de este cultivo.


La vid es uno de los cultivos más antiguos que existen. Desde tiempos inmemorables y en cualquier lugar del mundo, los viticultores han tenido como objetivo principal optimizar su producción. Con esta finalidad en mente y considerando que hoy en día este objetivo se traduce en el deseo de obtener una calidad óptima de las uvas –y por tanto, del vino elaborado– a la vez que una producción suficiente y económicamente rentable, Yara ha presentado su Plantmaster de viña.

Para presentar este documento, Yara organizó esta jornada, el pasado 13 de noviembre en la Finca Monte de los Ángeles, en Torrelodones (Madrid). La coordinación corrió a cargo del director de Cultivos, Juan José Catalá y de la directora de Marketing, Margarita Sánchez de Yara Iberian.

Se continuó con la presentación en detalle del Plantmasterde viña por Barry Bull, uno de los especialistas agrónomos de la compañía. "Los fertilizantes ayudan a obtener mayor rendimiento y mejor calidad de la uva, aportando los nutrientes precisos cuando la planta lo requiere", comentó Bull. "La nutrición afecta al crecimiento y salud de la viña, al desarrollo del racimo y a la calidad del vino."

Bull también enseñó el rol de los nutrientes y micronutrientes que este cultivo necesita y cómo le afectan su escasez o exceso. El nitrógeno por ejemplo, promueve el vigor de la viña así como la fortaleza en su crecimiento, ya que si falta el crecimiento se verá reducido, y si está presente en exceso, los racimos de las uvas serán más pequeños, entre otras anomalías.

El cultivo lo conocimos más de cerca de la mano de José Ramón Lissarrague, profesor de la Universidad Autónoma de Madrid, que hizo un ferviente hincapié sobre la importancia del agua y algunas consideraciones a tener en cuenta sobre su déficit y el riego en la vid.

"Diariamente se produce un déficit hídrico: se transpira más rápido que se absorbe agua y se transporta", explicó José Ramón Lissarrague. En este sentido, el rendimiento del riego depende de la capacidad de interceptar radiación por la superficie foliar expuesta en el sistema de conducción y de la capacidad de responder a la demanda de agua de la atmósfera. También habló a modo anecdótico del consumo del agua por botella de vino, siendo de 407 l de agua por botella de 0,75 l.

Por último, Fernando Gurucharri, presidente de la Unión Española de Catadores, hizo una ponencia sobre las nuevas tendencias y los vinos que triunfan en el mercado.

Este nuevo mundo del vino gira en torno a su carácter varietal, menos tiempo en barrica y utilización de madera, son más tecnológicos en su elaboración y con precios muy competitivos. El diseño también importa y por eso se va a presentaciones limpias, resaltando la variedad, sin prejuicios ante tapones que no sean de corcho.

El comercio vinícola mundial para 2013 supuso 25.675 millones de € y 9785 millones de litros. Los principales importadores en ese mismo año fueron EE.UU, Alemania y Reino Unido.

En cuanto a la superficie del viñedo, en Asia, se posiciona China en primer lugar con un 90% del total de la superficie, mientras que España es el país con mayor superficie de Europa y Argentina en el hemisferio sur.

Gurucharri también guió a los presentes por una experiencia sensorial de este delicioso producto, presentándo vinos como el Cloudy Bay Sauvignon blanc 2014, neozelandés; Séptima Malbec 2012, el vino más vendido por la bodega en Argentina; Thomas Hyland Shiraz 2011, procedente de viñedos principalmente ubicados en las regiones de Barossa y McLaren Vale (Sur de Australia);Piccini Chianti Classico 2013, Selección de las mejores viñedos de Sangiovese y Ciliegiolo en Italia y Chateau Croix-Mouton Bordeaux Superior 2012 de Francia.

Este evento gozó de una buena acogida dentro de los diferentes actores del sector, entre los que asistieron bodegas, profesores de universidad y clientes, como punto de ideas y proyectos.

El PlantMaster es la piedra angular de la ruta de Yara en el mercado ya que proporciona conocimientos básicos sobre los efectos de los nutrientes sobre su rendimiento, calidad y sanidad vegetal. Estos programas combinan los resultados de diversas actividades de desarrollo e investigación con el amplio abanico de experiencias prácticas de los especialistas de la empresa repartidos por todo el mundo con el fin de proporcionar estrategias integrales de gestión de los fertilizantes que constituyan una referencia básica.